El Inaem investiga otros bolos privados de miembros de la Compañía Nacional de Danza tras el viaje a Japón

Categories CulturaPosted on

El organismo abrió el lunes un expediente informativo tras la denuncia del sindicato UGT de una actuación irregular en Japón

El ministro de Cultura, José Guirao, afirmó el martes, en una comparecencia pública, que la utilización del nombre de la Compañía Nacional de Danza en una gala privada en Japón, hecho por el que el lunes se abrió un expediente informativo al director de la agrupación, José Carlos Martínez, y a los 10 bailarines que participaron en esa velada, es un hecho puntual. Sin embargo, el sindicato UGT tiene constancia de al menos otras cuatro actuaciones similares: dos pasadas, el 5 de agosto de 2016, en el Festival Internacional de San Javier, y el 15 de noviembre de 2016 en el auditorio El Batel de Cartagena, y otras dos anunciadas para el próximo 23 de febrero en el Auditorio de Torrevieja y el 6 de abril en el Teatro Guerra de Lorca.

Todas ellas aparecen reseñadas en las páginas web de los teatros donde se van a celebrar, pero no en la relación oficial de giras de la compañía, por lo que se entiende que son actuaciones contratadas a título privado, pese a lo cual se publicitan como “galas de estrellas de la CND”. Excepto la del festival de San Javier, en todas esas reseñas se incluye el nombre de José Carlos Martínez como director o “diseñador” de la gala, lo que puede dar a entender que se trata de una actuación de la compañía oficial.

En algunos programas de estas galas, igual que en la de Japón, no solo aparece el nombre de la CND sino que se relacionan varias coreografías creadas por José Carlos Martínez en su etapa como director de la agrupación, por lo que, según su contrato, sus derechos pertenecen de forma exclusiva al Ministerio de Cultura. En concreto, se mencionan fragmentos de Don Quijote (2015) y un paso a dos de El Cascanueces (2017). En la gala de Japón también se incluyó un fragmento de Don Quijote presuntamente sin permiso, puesto que el Instituto Nacional de la Música (Inaem) informó el lunes de que no había tenido conocimiento previo de esa actuación.

El Instituto Nacional de las Artes Escénicas y de la Música, del que depende directamente la CND, informa de que se está escuchando a todas las partes para determinar si ha habido irregularidades. Se está revisando si hubo actuaciones pasadas similares a la de Japón y se estudia, además, si procede autorizar los permisos para que se lleven adelante las dos galas privadas anunciadas en Torrevieja y Lorca en los próximos meses. «Se va a poner todo sobre la mesa para ver si ha habido malas praxis y, en ese caso, que eso no vuelva a ocurrir», ha explicado a este periódico una portavoz.

El sindicato UGT prepara, mientras tanto, demandas ante la Fiscalía General del Estado y la Inspección de Trabajo para que investiguen si hubo malversación de fondos públicos y coreografías propiedad del Estado y si los trabajadores viajaron sin ningún tipo de seguros. El sindicato solicitará también que se averigüe si se han utilizado con fines privados y sin permiso vestuario y escenografías de la CND.

Recién aterrizado de Japón, Martínez explicó el lunes a este diario que no se ha incumplido la legislación laboral porque los bailarines viajaron a Japón durante sus días libres y él mismo, como director de la compañía, les dio permiso para actuar en la gala. Si esos permisos no llegaron a la gerencia de la compañía ni al Inaem fue por un problema burocrático, pues “la persona que debía terminar de tramitarlos estaba ausente en ese momento”, afirmó.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *