Trump nombra jefe de gabinete interino al director de presupuesto

Categories Internacional/MundoPosted on

Mick Mulvaney sustituirá al general John Kelly, que deja su puesto este mes

Donald Trump ha escogido a su director de presupuesto, Mick Mulvaney, como nuevo jefe de gabinete interino para relevar al general John Kelly. El presidente de Estados Unidos ha anunciado este viernes en su cuenta de Twitter el nombramiento del que es uno de los puestos más relevantes de la Administración. El mandatario ha especificado el carácter temporal del mismo, aunque fuentes de la Casa Blanca señalaron que no hay un plazo concreto durante el cual Mulvaney va a ejercer este papel.

La salida de Kelly, después de varios meses de rumores sobre su supuesto mal entendimiento con Trump, se conoció el pasado sábado y desde entonces el presidente había barajado diferentes nombres. Su primera opción, que según la prensa estadounidense era Nick Ayers, un asesor del vicepresidente Mike Pence de 36 años, rechazó públicamente esta posibilidad advirtiendo de que dejaba la Administración a finales de año.

Mick Mulvaney, el finalmente elegido, era otro de los candidatos en estudio, así como el actual secretario del Tesoro, Steven Mnuchin, y el representante de Comercio, Robert Lighthizer. «Ha sido escogido porque al presidente le gusta, se llevan bien», explicaron fuentes del Gobierno.  Tiene 51 años fue el encargado de presentar y defender el primer presupuesto de la Administración de Trump, que marcó en 2017 un giro radical con el gran aumento del gasto militar y el recorte en ayuda exterior y política ambiental. Trump también ha valorado su experiencia en el Capitolio, ya que fue congresista republicano por Carolina del Sur, en un momento en el que se abre una nueva etapa para la Administración, que ya no contará con una mayoría conservadora en la Cámara baja.

Se trata de un perfil muy diferente al de Kelly, una general condecorado que llegó al universo Trump como consejero de Seguridad Nacional, pero se convirtió en jefe de gabinete después del primer semestre. Su misión fue poner orden: defenestró a agitadores, trató de mejorar la relación con los legisladores republicanos e intentó filtrar las visitas al presidente. Pero el papel de Kelly se fue diluyendo con el paso del tiempo y los rumores de su marcha llevaban ya meses circulando.

«Mick ha hecho un trabajo sobresaliente en la Administración. ¡Estoy deseando trabajar con él en su nuevo puesto mientras seguimos haciendo EE UU GRANDE DE NUEVO! John se quedará hasta fin de año. ¡Es un GRAN PATRIOTA y quiero agradecerle personalmente por su servicio!», escribió el presidente en su cuenta de Twitter.

La última baja: el secretario de Interior

Al igual que el fin de semana pasado con Kelly, Trump anunció este sábado por Twitter que el secretario del Interior, Ryan Zinke, abandonará su cargo a fin de año. Esta baja le supone al mandatario buscar un relevo más dentro del Gobierno que se ha visto afectado por una seguidilla de movimientos en el último tiempo. El republicano adelantó que anunciará la próxima semana el reemplazo de Zinke.

«El secretario del Interior, Ryan Zinke, dejará la administración a fin de año después de haber prestado servicios por un período de casi dos años», publicó Trump, destacando el hecho de que el mandato de Zinke fue sustancialmente más largo que el de otros ex altos funcionarios del gobierno. En ese periódo de tiempo, el funcionario fue objeto de al menos 15 investigaciones, entre las que figuran posibles conflictos de intereses entre sus negocios en Montana y su cargo.

Zinke, al igual que otros miembros del gabinete de Trump, fue atacado en reiteradas ocasiones por la magnitud de sus gastos. Según informes citados por AFP, su departamento se disponía a pagar casi 139.000 dólares para mejorar las puertas de su oficina, un costo que luego se habría negociado y bajado a 75.000 dólares. También fue criticado por los vuelos en helicóptero de la Policía de Parques que el año pasado le permitieron regresar a Washington para pasear a caballo con el vicepresidente Mike Pence y otros vuelos en aviones no comerciales.

El relevo del jefe de gabinete y la salida del secretario del Interior tienen lugar tras el reciente nombramiento de un nuevo fiscal general, Willian Barr, y de una nueva embajadora ante las Naciones Unidas, Heather Nauert, hasta ahora portavoz del Departamento de Estado, una experiodista de la Fox sin experiencia en política exterior.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *